Derecho al olvido: Google vs. ex-banquero de Morgan Stanley

Un nuevo caso relacionado con el derecho al olvido se ha colado en primera plana informativa.

Google ha confirmado la eliminación de algunos enlaces en sus páginas de resultados que apuntaban a “información maliciosa” sobre un ciudadano británico, Daniel Hegglin (ex-trabajador del banco Morgan Stanley), colgada en la Red de manera anónima. Una noticia que se produce tras un acuerdo entre el gigante de California y el propio Hegglin alcanzado tras una vista en el Tribunal Superior de Londres.

Hugh Tomlinson, representante legal del ex-banquero de Morgan Stanley, ha destacado “que Google ha hecho esfuerzos importantes para retirar material abusivo aparecido en páginas web alojadas en Google y en los resultados de búsquedas“.

Google Site Search

Según los abogados de Hegglin, su respresentado está siendo atacado desde 2011 con acusaciones falsas y material malicioso habiendo detectado más de 3.600 páginas en las que esta persona es acusada de asuntos tan graves como asesinato, pederastia o ser miembro de la organización racista Ku Klux Klan.

Los representantes de Google habían solicitado al demandante una lista con los enlaces que considerara oportunos hacia las páginas a eliminar pero el Tribunal Superior de Londres pidió examinar el caso con mayor detalle.

Tratar de conseguir la eliminación de todo el contenido distribuido en la web atacando a Hegglin habría sido un proceso muy largo, costoso e ineficaz por lo que sus abogados decidieron recurrir al derecho al olvido como mecanismo de protección de la privacidad y reputación online de su cliente. Estos abogados insistieron en el hecho de que, si bien Google no es la fuente de la campaña de desprestigio contra su cliente, su motor de búsqueda si permitía ampliar su difusión.

Desde Google, todas las declaraciones que se han hecho han ido en la línea de mostrar su simpatía y solidaridad con la víctima de esta campaña de acoso considerando este caso como algo “excepcional“por parte de un provocador. Además, los representantes legales del gigante de Internet, por boca del abogado Anthony White, también comentaron que “Google ofrece servicios de búsqueda a millones de personas y no puede patrullar el contenido de Internet. Sin embargo continuará aplicando los procedimientos establecidos para ayudar en la eliminación de contenido que viola la leyes locales“.

Un nuevo caso que viene a engrosar las ya abultadas estadísticas que acumula Google en casos de derecho al olvido. Desde el pasado mes de Mayo, momento en que el Tribunal de Justicia de la Unión Europea dictó su sentencia contra Google, considerando a este motor de búsqueda responsable de lo datos personales que aparecen en sus páginas de resultados, el gigante de Mountain View ha tramitado ya más de 171.000 solicitudes (en este enlace te detallamos las últimas estadísticas sobre casos de derecho al olvido).

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestEmail this to someone