Empresarios se amparan en el derecho al olvido para borrar datos

Un artículo publicado por la revista Fortune vuelve a colocar al derecho al olvido como centro de la polémica. Hace unos días hablámos de la supresión de ciertos enlaces referentes a informaciones sobre un comando etarra en virtud del derecho al olvido(aquí puedes leer la noticia y las posteriores matizaciones de Google) y hoy situamos el foco en enlaces asociados a altos directivos de compañías españolas y británicas que se habrían amparado en esta normativa para “borrarse” en las páginas de resultados de Google.

Fortune polémica derecho al olvido

Según la información publicada por Fortune en su artículo de finales del mes de Octubre, los enlaces suprimidos superarían la centena y harían referencia a 64 empresarios británicos y 56 españoles. Un tercio del total de estos enlaces tendrían que ver con eventos sucedidos no antes del 2012, dejando abierta la posibilidad de que se refieran a informaciones más o menos recientes.

La información parte de Dato Capital, una empresa dedicada a elaborar informes sobre directivos de empresas españolas y británicas accediendo a bancos de datos públicos. Eduardo Amo, director de esta compañía, asegura que los enlaces eliminados de empresarios británicos apuntan a datos públicos y que, por ley, están obligados a revelarse. En cuanto a los datos sobre los ejecutivos españoles, los enlaces suprimidos afectarían tanto a datos públicos como a otras informaciones de carácter privado entre las que se podrían encontrar datos de sus deudas con bancos y otros acreedores.

Dato Capital es una startup cuya base de negocio se centra el procesamiento de datos y la reutilización de información del sector público, lo que se denomina sector infomediario. La facilidad del acceso a los datos es clave en este negocio por lo que esta eliminación de enlaces en las páginas de resultados de Google complican su tarea de búsqueda de recopilación de información.

Este nuevo caso, que está causando un gran revuelo a nivel internacional, vuelve a enfrentar a los partidarios del derecho al olvido con los contrarios a esta normativa. Desde Dato Capital, por ejemplo, argumentan que parte de estos datos afectados no deben ser suprimidos por razones de privacidad tal y como se recoge en la legislación española. Jimmy Wales, fundador de Wikipedia y miembro del Comité asesor de Google para asuntos de derecho al olvido, también se ha posicionado públicamente en favor de Dato Capital. Una opinión que choca de frente con la de personalidades y expertos en regulación de Internet y legislación de privacidad produciéndose un nuevo enfrentamiento entre lo que se considera información personal y datos comerciales.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInPin on PinterestEmail this to someone